Adolescentes y cultura hipersexualizada

Niñitas atrevidas - 307303

Juan Carlos Rivillas 5 1Socióloga. Asociación Profamilia. Metodología: se realizó un estudio cualitativo, a partir de 25 entrevistas semiestructuradas apersonas de entre 9 y 14 años, en 8 municipios priorizados de Colombia.

Services on Demand

Es decir, que la socialización primaria y secundaria se han encargado de dar continuidad a los mismos, transmitiéndolos de generación en generación. Claramente se observa como los roles mencionados para la mujer van en la línea de la subordinación e inferioridad de esta con respecto al varón. Por su parte, los varones se saben y sienten superiores, aceptando sin dificultad su rol social. En el caso de las muchachas, el grupo coincide en que los roles femeninos son de subordinación con respecto al varón, y esto les molesta y lo rechazan por considerarlo injusto.

Los derechos de la infancia

En los vídeos musicales, la publicidad, las series o la moda aparece en muchísimas ocasiones este telón de abecé de la hipersexualización sobre todo de la mujer , los cuerpos como reclamo y como mercancía. Una redes sociales mediatizadas, indica, por la imagen, ya que es la imagen que se proyecta en ellas la que estructura las relaciones y la convierte en una medida del éxito. Una niña modelo posa en una burgundy social. En los niños se percibe menos porque en este mundo de la infancia se trasladan también los roles de género de los adultos, pero las niñas sí que pueden acabar a la larga actuando como objetos sexuales. Y la separación entre la conducta sexual y la afectiva puede plantear en el futuro problemas relacionales.